FacebookTwitter

 

Revisión por expertos

La enfermedad de Chagas-Mazza: prevención en segmentos de alto riesgo, frente a intervenciones tardías, de las severas complicaciones cardiológicas. Nuevos rumbos y retos

Jorge E Mitelman, Luisa Giménez

Revista del Consejo Argentino de Residentes de Cardiología ;():0012-0017 


En la caracterización evolutiva de la enfermedad de Chagas-Mazza se ha ubicado a una amplia franja de pacientes crónicos afectados, sin evidencia de patología demostrable con los métodos diagnósticos actuales. Esto no permitiría considerarlos enfermos. Es importante destacar que las evidencias ponen de manifiesto que en este período se ha detectado precozmente disautonomía, mediante la prueba de esfuerzo graduada; presencia de anticuerpos contra receptores a neurotransmisores en un porcentaje significativo de pacientes; alteraciones de la variabilidad de la frecuencia cardíaca, dispersión del intervalo QT en el Holter; alteraciones de la microvasculatura (cámara Gamma), fibrosis (resonancia magnética) y muerte súbita. La posibilidad de impulsar tratamientos para la disfunción endotelial como para el secuestro de los anticuerpos por antirreceptores a neurotransmisores debería formar parte de una estrategia de prevención de daños más avanzados para la función cardíaca sobre tratamiento parasiticida (benznidazol) y se debería enfatizar más la percepción clínica de la evolución y buscar indicadores dinámicos de mejoría, principalmente en las afecciones de tipo cardiológico, aún más que los criterios parasitológicos. Estos últimos podrían resultar, aun cuando fueran exitosos, no suficientemente consistentes respecto de la evolución clínica. Es sabido que el parásito juega un papel causal en el desarrollo de la cardiopatía, pero la evidencia de que dicha medicación parasiticida prevendría la progresión continúa siendo un criterio frágil, y que debe encararse el tratamiento de las lesiones subclínicas endoteliales, microvasculares y disautonómicas con otras terapéuticas. La cura serológica no indica cura clínica, es fundamental el compromiso del equipo de salud para visualizar esta enfermedad y que las sociedades médicas influyan sobre aquellos que conducen la política e incorporen a la salud como una prioridad en todas sus acciones. Como señala la Organización Mundial de la Salud, Health in all politics (la salud en todas las políticas), las poblaciones vulnerables deben recibir atención adecuada (cobertura universal de salud), donde se haga participar en la solución a la familia y comunidad.


Palabras clave: enfermedadad de Chagas Mazza, período crónico sin patología demostrada, segmentos de alto riesgo, procedimientos estandarizados de diagnóstico y tratamiento,

In the evolutionary characterization of Chagas-Mazza disease, a wide range of affected chronic patients has been found, without evidence of demonstrable pathology by current diagnostic methods. Thus, they could not be considered sick. Importantly, evidence shows that dysautonomia has been detected early in this period; by means of the graded stress test, presence of antibodies against neurotransmitter receptors in a significant percentage of patients, alterations in heart rate variability, QT interval dispersion in Holter monitoring; alterations in microvasculature (Gamma Camera), fibrosis (Magnetic Resonance imaging), and presence of sudden cardiac death. The possibility of promoting treatments for endothelial dysfunction and for the sequestration of antibodies by anti-neurotransmitter receptors should be part of a more advanced damage prevention strategy for cardiac function over antiparasitic treatment (Benznidazole) and the clinical perception of evolution should be more emphasized and look for dynamic indicators of improvement, mainly in cardiological conditions, even more than parasitological criteria. The latter could be even if they were successful, not sufficiently consistent with respect to clinical evolution. It is known that the parasite plays a causal role in the development of heart disease, but evidence that said antiparasitic medication would prevent progression continues to be a fragile criterion, and that treatment of subclinical endothelial, microvascular and dysautonomic lesions must be addressed through other therapies. Serological cure does not indicate clinical cure; thus, the commitment of the health team is essential to visualize this disease and for medical societies to influence political leaders to incorporate health as a priority in all their actions. As the World Health Organization points out, "Health in all policies", vulnerable populations must receive adequate care (universal health coverage), where the family and community may be involved in the solution.


Keywords: Chagas Mazza disease, chronic period without proven pathology, high-risk segments, standardized diagnostic and treatment procedures,


Los autores declaran no poseer conflictos de intereses.

Fuente de información Consejo Argentino de Residentes de Cardiología. Para solicitudes de reimpresión a Revista del CONAREC hacer click aquí.

Recibido 2019-11-29 | Aceptado 2020-01-02 | Publicado 2020-04-30

Figura 1. Fisiopatología de la enfermedad de Chagas-Mazza.

Figura 2. Vías de contagio y clasificación clínica de la enfermedad (ref. 2 y 3).

Tabla 1. Evaluación diagnóstica, tratamiento y evaluación de las complicaciones.

  1. Chagas disease in Latin America: an epidemiological update based on 2010 estimates. Wkly Epidemiol Rec. 2015;90(6):33-43.

  2. Mordini OD, Nuñez Burgos F, Beloscar J. Clasificación enfermedad de Chagas. Consenso Internacional. ¿Por qué una nueva clasificación de la enfermedad de Chagas? Rev Fed Argent Cardiol 2011;40(3):238-9.

  3. Mitelman J. Consenso de la Enfermedad de Chagas-Mazza. Rev Argent Cardiol. 2011;79(6):553-4.

  4. Tarleton RL. Parasite persistence in the aetiology of Chagas disease. Int J Parasitol 2001;31(5-6):550-4.

  5. Libby P, Alroy J, Pereyra MA. Neuraminidase from Trypanosoma cruzi removes sialic acid from the surface of mammalian myocardial and endothelial cells. J Clin Invest1986;77(1)127-35.

  6. Rossi MA, Ramos SG. Coronary microvascular abnormalities in Chagas´ disease. Am Heart J 1996;132 (1 Pt 1) 207-10.

  7. Andrade ZA, Andrade SG, Correa R, Sadigursky M, Ferrans VJ. Myocardyal changes in acute Trypanosoma cruzi infection. Ultra estructural evidence of immune damage and the role of micoangiopathy. Am J Pat 1994;144 (6)1403-11.

  8. Mengel JO, Rossi MA. Chronic chagasic myocarditis pathogenesis dependence of autoinmmune and microvascular factors. Am Heart J 1992;124(4):1052-7.

  9. Mitelman J, Gimenez L, Manzullo E. Utilización de Métodos Diagnósticos Incruentos para la Detección de Lesiones Miocárdicas en el Período Indeterminado de la Infección Chagásica Crónica. Rev Argent Cardiol 2000;68(6):797-9.

  10. Leon H; Guzmán C, Morillo C. Alteraciones en la dinámica no lineal de la variabilidad de la frecuencia cardiaca en diferentes estadios de la Enfermedad de Chagas. Revista Iberoamericana de Arritmología 2009;1(1):48-56.

  11. Mitelman J, Gimenez L, Acuña L, Tomasella M, Cicarelli F, Pugliese O. Anticuerpos antirreceptores a neurotransmisores y su correlación con la alteración de la dispersión del QT y de la variabilidad de la frecuencia cardiaca. REBLAMPA 2006 19(3):155-162.

  12. Salles G, Xavier S, Sousa A, Hasslocher-Moreno A, Cardoso C. Prognostic value of QT interval parameters for mortality risk stratification in Chagas disease. Circulation 2003;108(3):305-12.

  13. Gimenez L, Mitelman J, Gonzalez C, Palacios K, Nuñez Burgos A. Alteraciones de la dispersión del QT y la fracción de eyección en pacientes chagásicos. REBLAMPA 2007;20 (2):74-8.

  14. Sterin-Borda L, Borda E. Role of neurotransmitter autoantibodies in the pathogenesis of chagasic peripheral dysautonomia. Ann NY Acad Sci 2000;917:273-80.

  15. Mitelman J, Gimenez L, Diaz A, Cambiazzo S, Gonzalez C. Asociación entre Disfunción Endotelial por Prueba de Isquemia con Eco Doppler Braquial y Factor Von Willebrand en la Enfermedad de Chagas. Rev Argent Cardiol 2001;69:274-9.

  16. Perez Baliño N, Masoli O, Redruello M. Perfusión miocárdica. Estudios funcionales con cámara gamma. Miocardiopatía chagásica un enfoque actual. Ed. Biblioteca Médica Sanofi-Aventis 2007. (6 A)99-107.

  17. Junger S. La tormenta perfecta. Plaza y Janes 1998-1-248.

  18. Storino RA, Milei J, Beigelman R, Ferrans VJ. Enfermedad de Chagas: Doce años de seguimiento en área urbana. Rev Argent Cardiol 1992;60(2):205-16.

  19. Elizari.MV. La miocardiopatía chagasica. Perspectiva histórica. Rev Medicina 1999;59(Sup 2)25-40.

  20. Gonzalez J, Azzato F, Giuseppe A, Milei J. La muerte súbita es infrecuente en la forma indeterminada de la enfermedad de Chagas: una revisión sistemática. Rev Argent Cardiol 2012;80:242-9.

  21. Chagas C. Procesos patogénicos de la tripanosomiasis americana. Memorias del Instituto Oswaldo Cruz 1916;(8):5-37.

  22. Crudo N, Gagliardi J, Piombo J, Castelano JL, Riciteli M. Hallazgos ergométricos en pacientes chagásicos, asintomáticos, con electrocardiograma normal y sin cardiopatía evidenciable. Rev Argent Cardiol 2012;80(6):471-7.

  23. Rigou DG, Gullone N, Carnevali L, De Rosa AF. Medicina Chagas asintomático. Hallazgos electrocardiográficos y ecocardiográficos. 2001; 61(5 Pt 1):541-4.

  24. AcquatellaH; Gómez Mancebo et al Imagenologia en el diagnóstico y el pronóstico de la enfermedad de Chagas. Art.Revisión. Rev Argent Cardiol 2013;81:184-95.

  25. Barros MB. Detección de la disfunción diastolica precoz del ventriculo derecho en la enfermedad de Chagas mediante Doppler tisular. J Am Soc Echocardiogr 2002;15:1197-201.

  26. Migliore M, Adaniya M, Tamagusuku H, Lapuente A. Evaluación de la función diastólica en la enfermedad de Chagas mediante Doppler tisular pulsado. Medicina 2003;63:692-6.

  27. Tasar J, Arce Rojas N, Barbosa M. Alteraciones ecocardiográficas precoces en la enfermedad de Chagas crónica sin patología demostrada. Insuf Card 2017;12(3):106-10.

  28. Mitelman J, Giménez L, Acuña L, Gonzalez C. Valorar la asociación de pruebas diagnosticas incruentas para la detección de alteraciones funcionales miocardicas, autonomicas y endoteliales en la enfermedad de Chagas. Rev Guatem Cardiol 2013;(23):115-18.

  29. Mitelman J, Gimenez L, Tomasella M. Estudio por presurometria y Holter de los trastornos disautonòmicos en la enfermedad de Chagas. Rev Guatem Cardiol 2015:2:10-4.

  30. Morillo CA, Marin-Neto JA, Avezum A, Sosa Estani S, Rassi A, Rosas F, et al. Randomized trial of benznidazole for chronic Chagas’s cardiomyopathy. N Engl J Med 2015;373:1295-306.

  31. Gimenez L, Mitelman J. Construcción de un nuevo encuadre clínico y terapéutico para los pacientes chagásicos en período crónico sin patología demostrable. Rev Fed Arg Cardiol 2016;45(2):56-9.

  32. Grupo de trabajo científico. Reporte sobre enfermedad de Chagas 2005-2007 1-96.

  33. Auger S, De Rosa M, Storino S, et al. Trastornos de la motilidad segmentaria cardíaca en la enfermedad de Chagas. Resultados del tratamiento con inhibidores de la enzima convertidora. Rev Conarec 2008;204-12.

  34. De Rosa M, Makhoul S, Castro E. Función endotelial y efectos de un inhibidor de la enzima convertidora de la angiotensina en pacientes con cardiopatía chagásica crónica. Rev Argent Cardiol 2002;70(3):97.

  35. Tristano AG, Fuller K. Immunomodulatory effects of statins and autoimmune rheumatic diseases: novel intracellular mechanism involved. Int Immunopharmacol 2006; 6(12):1833-46.

  36. Mitelman J, Gimenez L. Cardiomyopathy protection in Chagas disease World Journal of Cardiovascular disease 2013;3(7):442-7.

  37. Gürtler R. Chagas del descubrimiento a la tarea inconclusa. Encrucijadas, Nº. 51. Universidad de Buenos Aires. Disponible en el Repositorio Digital Institucional de la Universidad de Buenos Aires: disponible en <http://repositoriouba.sisbi.uba.ar>

Autores

Jorge E Mitelman
Médico especialista en Cardiología, Fundación Barceló. CABA. Rep. Argentina..
Luisa Giménez
Médico especialista en Cardiología, Fundación Barceló. CABA. Rep. Argentina..

Autor correspondencia

Jorge E Mitelman
Médico especialista en Cardiología, Fundación Barceló. CABA. Rep. Argentina..

Correo electrónico: jorgemitelman@yahoo.com.ar

Para descargar el PDF del artículo
La enfermedad de Chagas-Mazza: prevención en segmentos de alto riesgo, frente a intervenciones tardías, de las severas complicaciones cardiológicas. Nuevos rumbos y retos

Haga click aquí


Para descargar el PDF de la revista completa
Revista del CONAREC, Volumen Año

Haga click aquí

 

Esta revista es una publicación de

Consejo Argentino de Residentes de Cardiología

Ir al sitio de la Sociedad

Este articulo pertenece a la revista

Revista del CONAREC

Ir al sitio de la revista

Titulo
La enfermedad de Chagas-Mazza: prevención en segmentos de alto riesgo, frente a intervenciones tardías, de las severas complicaciones cardiológicas. Nuevos rumbos y retos

Autores
Jorge E Mitelman, Luisa Giménez

Publicación
Revista del CONAREC

Editor
Consejo Argentino de Residentes de Cardiología

Fecha de publicación
2020-04-30

Registro de propiedad intelectual
© Consejo Argentino de Residentes de Cardiología

Reciba la revista gratis en su correo


Suscribase gratis a nuestra revista y recibala en su correo antes de su publicacion impresa.


Asociaciones que publican con nosotros:

Meducatium repositorio de informacion cientifica
Piedras 1333 2° C (C1240ABC) Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Argentina | Argentina | tel./fax +54 11 5217-0292 | e-mail info@meducatium.com.ar | www.meducatium.com.ar

© Publicaciones Latinoamericanas S.R.L.

La plataforma Meducatium es un proyecto editorial de Publicaciones Latinoamericanas S.R.L.
Piedras 1333 2° C (C1240ABC) Ciudad Autónoma de Buenos Aires | Argentina | tel./fax (5411) 4362-1600 | e-mail info@publat.com.ar | www.publat.com.ar

Meducatium versión repositorio 1.0.1.0.9 beta